Última Actualización: 16 noviembre 2018
noticia

COLUMNA: PIENSO LUEGO ESCRIBO

LA INCLUSIÓN, EL DISCURSO DE LA FELICIDAD

Por Akiles Boy *
El odio a las comparaciones tiene sus razones y motivaciones, causan irritación, competencia y rivalidad estériles, generan frustración más que motivación, y terminan ubicándonos en la insalvable realidad. Pero al final de cuentas, al comparar activamos el resorte de la crítica, el reclamo, la inconformidad. Déjeme platicarle que hace veinte años en México, el INEGI efectuó una encuesta sobre discapacidad. Una muestra que dejó a cielo abierto la pobre cultura que teníamos los mexicanos en el tema, a finales de los noventas. Al vivirlo muy de cerca, me sorprendió y en algunos casos me conmovió la situación y condiciones de muchos de ellos que la padecen. Maltratados, confinados, abandonados, discriminados por familia y sociedad.

Eso ocurría en 1998 en Veracruz, pero es fácil deducir que era circunstancia generalizada en el País. Dieciséis años después, en 2014. El Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática, presentó datos duros para indicar que en México vivían un poco más de 7 millones 750 mil personas discapacitadas o con capacidades diferentes. Casi el 7% de la población total del país. De ese calibre era y es el desafió para la sociedad y el aparato gubernamental.

Poco antes, en 2011, el Congreso Federal había aprobado la Ley General para la Inclusión de las Personas con Discapacidad, con el propósito de “reglamentar las acciones en la materia, acorde con lo establecido en el Artículo 1º de la Constitución Mexicana, para generar las condiciones en las que el Estado debería promover, proteger y asegurar el pleno ejercicio de los derechos humanos y libertades fundamentales de las personas con discapacidad, asegurando su plena inclusión a la sociedad, en un marco de respeto, igualdad y equiparación de oportunidades”. Un buen discurso que tuvo que haber impulsado avances en la cultura para la atención de ese importante sector de la población. Esa misma legislación impondría la creación del Consejo Nacional para el Desarrollo e Inclusión de las Personas con Discapacidad CONADIS. Organismo Público Descentralizado, que en un principio fue sectorizado en la Secretaria de Salud SSA, y para el 2013, por Decreto, se traslada a la Secretaria de Desarrollo Social SEDESOL.

Para ampliar el contenido, en el argumento institucional se defiende el cambio de enfoque, porque durante muchos años el tema de las personas con capacidades diferentes se consideró en el ámbito de la salud, se trataba de la rehabilitación de personas con algún tipo de discapacidad motriz, sensorial, intelectual o psicosocial. En el cambio de modelo, se estima que los discapacitados deben gozar de los mismos derechos y obligaciones, igual que cualquier ciudadano, como lo establece la Constitución. La transición del paradigma, fue de una visión médico asistencialista a un modelo de derechos humanos o de carácter integral. La salud es la prioridad, pero se extiende a otros derechos como la educación, el trabajo, el acceso a actividades culturales, recreativas, deportivas y aquellas que le hagan efectiva la justicia social, de acuerdo con la legislación vigente y aplicable. La realidad está a mucha distancia del anhelo que contiene esa nueva concepción.

Hasta aquí las acciones institucionales y legales en este sensible campo de la discapacidad. Toca el turno a la participación social. Indiscutiblemente el espíritu de la solidaridad humana ha hecho reaccionar y movilizar a numerosas organizaciones de los sectores social y privado. Clubes de Servicio, Fundaciones y Grupos Empresariales han desarrollado acciones encomiables en ese sentido. Sin embargo, desde hace más de dos décadas, aprovechando el fenómeno social de la solidaridad, algunos medios de comunicación en alianza con grandes empresas “comprometidos con el desarrollo humano y social de los mexicanos”, crean el proyecto Teletón México, que surge en 1997 inspirado en la versión chilena inventada en 1978.

El no tan corto historial de los Teletones en este país tiene varios capítulos, los primeros de éxito y reconocimiento social, porque despertaron conciencias e hicieron mirar a ese grupo de la comunidad que estaba en situación de desventaja y requería ayuda. La participación y solidaridad del pueblo mexicano en su más alta expresión, quizá semejante a la explosión de la solidaridad nacional que hubo en el sismo de 1985. La otrora poderosa TELEVISA se apropió de la franquicia y continua todavía ese consorcio como su principal organizador y animador, acompañado por muchos de sus aliados en los medios de comunicación y en el importante ámbito empresarial mexicano. Los resultados más tangibles de ese esfuerzo social, fue la edificación y puesta en operación de alrededor de veintiséis Centros de Rehabilitación Infantil CRIT, distribuidos estratégicamente en el país. Pero en los últimos cinco años, vendría una paulatina pero sostenida pérdida de credibilidad, al filtrarse a los medios y a las redes sociales, información sobre un entramado paralelo al proyecto mediático, por medio del cual, las principales empresas participantes estarían evadiendo el pago de impuestos al Fisco Mexicano, a través de deducciones y exenciones acordadas y justificadas. El escándalo le estalló a TELEVISA y socios y vendría el desprestigio y la caída de patrocinios y donadores.

Por último, debo reconocer que este esfuerzo narrativo y varios de los anteriores, están lejos de mis intentos de análisis político que venía realizando. En principio porque la situación política de nuestro país esta tan confusa y deteriorada, que las pocas neuronas que tengo se resisten a desgastarse en esos complejos y aburridos tópicos. Después, porque es bueno dejarse llevar por la intuición y los temas inspiradores. En esta ocasión el tema provocador fue la discapacidad, vista desde la perspectiva de una sociedad, como la francesa. Esta vez, en la película Tout Le Monde Debout, con el título en español “Rodando Hacia Ti”. Échenle un ojo, es una comedia romántica ligera. Hasta la próxima.
*Miembro de la Red Veracruzana de Comunicadores Independientes, A.C.

Opinión10:22 Hrs16/octubre/2018Vistas: 43