Última Actualización: 17 agosto 2018
noticia

Con acusaciones mutuas de Corrupción, Pepe Meade, Anaya y AMLO se atacan en el último debate.

“El Bronco” dijo que quitando los recursos a los partidos políticos ayudarán a reducir la pobreza. Para López Obrador, lo principal es acabar con la corrupción.

 

Merida, Ver.- Teniendo como marco el Gran Museo del Mundo Maya en Mérida, Yucatán, la noche de este martes se celebro el tercer y último debate organizado por el Instituto Nacional Electoral entre los candidatos a la Presidencia de la República.

Teniendo como temática el crecimiento económico, pobreza y desigualdad; educación, ciencia y tecnología; salud, y desarrollo sustentable y cambio climático, el encuentro se significo por los señalamientos que se lanzaron Ricardo Anaya y José Antonio Meade quienes se llamaron corruptos, cínicos, ladrones.

En medio de estas acusaciones de corrupción a Andrés Manuel López Obrador se le reclamó que su próximo Secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, tuviera nexos con Odebrecht, en tanto a José Antonio Meade Kuribreña, su relación con el actual gobierno el cual arrastra escándalos con Odebrecht, la “Estafa Maestra” y la “Casa Blanca”, y a Ricardo Anaya Cortés, las denuncias en su contra por presunta corrupción y lavado de dinero.

Jaime Rodríguez Calderón “El Bronco”, en este encuentro fue el conciliador, pero fue muy puntual en señalar que las encuestas en realidad poco aportan al proceso, pues si fuera lo contrario para que gastar tanto dinero en las elecciones y “mejor aquí le ponemos la banda presidencial a Andrés Manuel”.

A 18 días para la elección y 15 días para el inicio de la veda electoral, este último debate entre los aspirantes a la Presidencia de la República los señalamientos mutuos y los calificativos aumentaron de intensidad entre los contendientes.

Al abordar el tema de la Economía y Desarrollo, un victimizado Ricardo Anaya Cortés, acuso al Presidente Peña Nieto de corrupto y respondió que primero revisará el gasto, pues el Gobierno gasta muy mal y se pronunció por duplicar el salario mínimo para las personas vivan dignamente detonando el crecimiento económico y el inversión pública.

Un balbuceante y con ideas incompletas, Andrés Manuel López Obrador, dijo que sin el TELECAM, lo principal es acabar con la corrupción, fenómeno por cuya causa se pierden 500 mil millones de pesos al año y advirtió que recortara los privilegios a los funcionarios públicos que se dan la gran vida y ganan hasta 600 mil pesos mensuales.

Destacó que se tratara de mantener el TLCAN, pero que lo importante es fortalecer el mercado interno, así como establecer un plan de austeridad para ahorrar entre 600 mil y 800 mil millones de pesos, situación que permitirá no aumentar los impuestos ni gasolinazos.

Para José Antonio Meade Kuribreña, las propuestas de AMLO llevarán a la pobreza y al desempleo y recordó que en la administración que presidio en la Ciudad de México se crearon pocos empleos.

Jaime Rodríguez Calderón, “El Bronco”, defendió su propuesta de hacer crecer el ingreso básico a 350 pesos e insistió en que en México “no hay quien gane el salario mínimo”.

“El Bronco” dijo que quitando los recursos a los partidos políticos ayudarán a reducir la pobreza, “ellos viven del asistencialismo” y sostuvo que hay “mucha gente floja” viviendo de los programas sociales y que el va a acabar con la pobreza “poniéndolos a jalar”.

Nacional13:41 Hrs13/junio/2018Vistas: 45