Última Actualización: 12 diciembre 2018
noticia

Generar menos residuos sólidos es responsabilidad de todos: Héctor Narave

Aracely Hernández Rodríguez

Boca del Río, Ver. En el marco de la Feria Universitaria de la Sustentabilidad, ExpoSustenta 2018, realizada el jueves 20 de septiembre, Héctor Narave Flores, académico de la Facultad de Biología de la Universidad Veracruzana (UV) en la región Xalapa, invitó a realizar un consumo consciente y crítico ante la diversidad de opciones de compra que tenemos en la actualidad.

El académico enfatizó que un aspecto urgente en la sociedad actual y en el mundo moderno que no se ha atendido es la generación de residuos sólidos urbanos, de ahí deriva la necesidad de practicar un consumo consciente y crítico.

Dijo que en áreas urbanas del estado de Veracruz se genera un promedio de un kilo 200 gramos diarios de estos residuos por habitante, mientras que en áreas rurales es de 600 a 700 gramos.

“El consumo es algo normal en todos los seres humanos: el consumo de alimentos, de materiales para nuestra vestimenta y para nuestras viviendas, pero el problema es cuando esto se vuelve un consumismo, cuando el consumo se usa no sólo para satisfacer una necesidad básica, sino para tener un estatus social.”

Explicó que es inherente al ser humano y que es necesario para la sobrevivencia; sin embargo, se convierte en consumismo cuando se antepone como razón de ser: “Tener el celular más moderno, la pantalla plana más grande y ello nos causa un placer, el sentirse bien con uno mismo”.

En ocasiones el ser humano cae en esta situación cuando se siente triste o deprimido y necesita comprar para sentirse alegre.

“El consumismo le pega a los aspectos psicológico y de convivencia social, en esta acción no nos damos cuenta que lo que compramos ni siquiera es necesario o saludable, porque en ocasiones adquirimos productos que llevan mucho tiempo en refrigeración.”

El biólogo afirmó que “como universitarios y como académicos, estamos obligados a evitar acciones de consumismo que tienen que ver con aspectos sociales en detrimento de la sociedad”.

Como ejemplos mencionó la ropa de marca reconocida, elaborada por personas en condiciones laboralmente deprimentes en países del tercer mundo; y las pruebas dañinas que hacen con animales para la producción de cosméticos, lo cual sólo fomenta el maltrato animal.

Héctor Narave destacó que se deben revertir todas esas tendencias de injusticia social en el consumo o el maltrato animal, así como el impacto que causa la generación de residuos al contaminar el suelo, los mantos freáticos o generando emisiones dañinas a la atmósfera.

“Tenemos que revisar y reflexionar con una actitud consciente y crítica qué compramos y si realmente lo necesitamos, pues subliminalmente somos empujados por los medios de comunicación, los cuales son manejados por las grandes transnacionales en mercado abierto para generar una necesidad.”

Enfatizó que tenemos la obligación de analizar qué compramos, de dónde viene, cómo se produjo, qué contiene, cuál fue el procedimiento para su producción, si realmente lo necesitamos o qué tanto lo necesitamos.

Dijo que es necesario revisar y reflexionar pues de otra forma nos convertimos en máquinas; si realmente queremos dejar a nuestros niños un país limpio, debemos empezar nosotros y debemos cambiar nuestros hábitos de consumo.

“En nuestras manos está llevar a cabo aspectos prácticos que contribuyan a disminuir la generación de los residuos”. Utilizar regaderas o lámparas ahorradoras, llevar nuestras bolsas al mercado, comprar productos que se puedan reciclar, son acciones que benefician a la sociedad y al ambiente.

El ponente concluyó: “La generación de residuos la hacemos todos, por lo tanto en la solución debemos participar todos, es responsabilidad de todos”.

Estatal16:06 Hrs29/septiembre/2018Vistas: 61